Currículum de fisioterapeuta: ejemplos y consejos para sobresalir

Hoy en día, la falta de movilidad ha provocado la proliferación de trastornos óseos y musculares, especialmente después de los días de confinamiento. Por lo tanto, la demanda de especialistas en fisioterapia está creciendo de forma espectacular.

Nota media para esta plantilla

5
Rated 5 out of 5
De 1 reseñas

Actualmente, también se está detectando una tendencia creciente a practicar deportes de resistencia a edades muy maduras por parte de personas que no habían hecho deporte en su vida, resultando en una gran cantidad de lesiones graves y crónicas, especialmente en pies, rodillas y piernas.

Por ello, está claro que este es un gran momento para encontrar empleo en este sector. Para ello, es fundamental conocer cómo redactar el mejor currículum de fisioterapeuta, a fin de multiplicar tus posibilidades de éxito en la búsqueda de empleo.

¿Cómo debe ser el formato de un currículum de fisioterapeuta?

No debe olvidarse que cualquier CV es, en realidad, un resumen de los conocimientos, capacidades y cualidades personales. Así que tiene que ser conciso, destacar los aspectos clave y permitir que el lector, de un solo vistazo, se haga una idea bastante exacta del tipo de candidato que somos.

No es conveniente que un currículum tenga el aspecto de una redacción colegial: conviene adornarlo ligeramente, pero sin caer en lo excesivo. Para embellecerlo, puedes utilizar como modelo una de nuestras plantilla para curriculum.

Veamos un ejemplo de CV de fisioterapeuta para luego chequear sus apartados más importantes:

Resumen:

Cuatro años de experiencia clínica.

Especialista en fisioterapia deportiva y rehabilitación de lesiones.

Conocimientos de razonamiento clínico y diagnóstico.

Habilidades:

Coordinación y fuerza manual.

Motivación psicológica del paciente.

Minuciosidad y perfeccionismo.

Experiencia:

Fisioterapeuta. Clínica ABC, 2017-2021. Tratamiento de trastornos crónicos y traumáticos, especialmente en las vértebras dorsales.Formación:

Máster en Fisioterapia y Medicina Deportiva. Universidad ABC, 2016.

Grado en Fisioterapia. Universidad CDE, 2014.

Idiomas:

Inglés. Certificado A1.

Otros datos:

Disponibilidad para tratamientos domiciliarios.

Permiso de conducción y vehículo propio.

¿Qué apartados incluir?

Como puedes ver en el breve ejemplo, hay ciertos bloques de información que no pueden faltar en el currículum de un fisioterapeuta. Ahora bien, veamos cómo redactar un CV de fisioterapeuta paso por paso, empezando por:

Resumen o perfil profesional

En el resumen o perfil del candidato, solo incluiremos nuestros años de experiencia como fisioterapeutas, si es que la tenemos, y destacaremos aquellos conocimientos y técnicas que dominamos. Estas técnicas y conocimientos tienen que ser de índole eminentemente práctica, y adquiridos por la vía de la experiencia o del estudio.

Un ejemplo válido: tres años de experiencia en tratamiento de artrosis cervicales.

Y un ejemplo no válido: habilidad para motivar a los pacientes de geriatría.

El segundo ejemplo es una cualidad personal, por lo que debería incluirse en la sección de “Habilidades”.

Si te queda alguna duda, consulta los primeros dos apartados de la sección anterior de este artículo.

Nota: el apartado «objetivo profesional» es ideal para los candidatos sin experiencia, pero es más aconsejable para otras profesiones. Es mejor para un CV de fisioterapeuta cuando se trata de estudiantes o recién graduados.

Experiencia

Lo ideal es no extenderse demasiado al detallar tu experiencia laboral y profesional. Al contrario, lo mejor es ser tan breve como sea posible, detallando:

  • Puesto de trabajo
  • Datos del empleador o empresa
  • Años de servicio
  • Una pequeña descripción de tu labor.
En el punto 3 del currículum de ejemplo puedes ver el estilo de redacción adecuado.

Cualquier otra información será omitida, por una sencilla razón: si el evaluador desea conocerte  a fondo, te convocará para una entrevista.

Y podemos estar seguros de que en la misma, va a querer saber hasta qué talla de camisa usamos. Los CV se envían, precisamente, para ahorrar tiempo y trabajo al reclutador.

Formación

Como en el apartado anterior, tendrás que ser breve e ir directo al grano. El formato es: título, centro educativo y año de obtención. En el ejemplo de CV para fisioterapia, apartado número 4, se indica la forma de redacción para las titulaciones o diplomas.

Puntualizaciones:

  1. Lo mejor es incluir el título de mayor grado, a excepción de que este sea un máster. En este caso, también debes añadir el título universitario común.
  2. Si dispones de titulaciones y diplomas adicionales relacionados con la fisioterapia, también puedes añadirlas en una sección adicional, la cual puedes titular “Formación académica complementaria”. En caso de hacerlo, procura que la relación sea muy breve, indicando exclusivamente los dos o tres diplomas más relevantes.
Tip: no caigas en el error de incluir listados de gran longitud en nuestro currículum de fisioterapeutas.

Mejores habilidades para resaltar como fisioterapeuta

El apartado de “Habilidades” es, bajo nuestro punto de vista, el más complicado de cubrir en el CV de fisioterapia y medicina deportiva.

Un error común es, rellenarlo con frases o conceptos como los siguientes: afán de superación, gran capacidad de comunicación, sentido de la responsabilidad, etc; todo para que el documento no se vea tan vacío.

Todas esas aptitudes pueden ser adecuadas en el mundo de las ventas, o para el empleado de una oficina bancaria, pero aquí estamos hablando de fisioterapia. Aquí, el contratante desea percibir habilidades que puedan marcar la diferencia entre un ‘fisio’ más del montón, y un fisioterapeuta extraordinario o vocacional.

Vamos a hacer una lista con algunas habilidades susceptibles de avivar el interés de nuestro evaluador:

  • Facilidad para el razonamiento clínico
  • Destreza y agilidad manual
  • Habilidad en el manejo psicológico de pacientes desmotivados
  • Alta capacidad de concentración
  • Aptitud para la interpretación y desarrollo terapéutico de los informes médicos
  • Sentido práctico
  • Gran resistencia a sesiones de trabajo continuadas
  • Personalidad paciente y comprensiva
  • Capacidad de persuasión y motivación
  • Entusiasta de las nuevas técnicas emergentes de fisioterapia
La lista no es extensiva, y únicamente debe servir para que te orientes. Mira a ver si dispones de algunas de esas habilidades, e inclúyelas, sin exceder de cuatro. Seguro que si piensas un poco, encontrarás más habilidades indispensables en fisioterapia.

Procura no incluir habilidades que en la entrevista no puedas demostrar. Una mentira equivale al descarte inmediato. Y los evaluadores son especialistas en detectar falsedades o verdades a medias.

Preguntas frecuentes

 

Si en la oferta de empleo piden experiencia y no la tengo, ¿puedo enviar mi CV de fisioterapeuta?

Cuando piden solo dos o tres años de experiencia, no es que puedas enviarlo, es que debes enviarlo. Ten en cuenta que la mayoría de fisioterapeutas con experiencia están empleados, y en muchas ocasiones, las clínicas tienen que optar obligatoriamente por candidatos sin experiencia.

No tengo experiencia y mi currículum tiene un aspecto muy pobre: ¿qué hago?

En lugar del resumen profesional, incluye el apartado «Objetivo profesional», detallando tu motivación y tus deseos de adquirir práctica. Un truquillo consiste en indicar en ese apartado que estarías dispuesto a renunciar parcialmente a la remuneración durante el período de aprendizaje.

Y si ya has realizado tratamientos por tu cuenta con resultados satisfactorios, inclúyelos en el CV junto con una breve descripción o las referencias de los pacientes tratados. El evaluador no va a pedirte el certificado de alta laboral, aunque en la entrevista te preguntará por los detalles de esos trabajos ocasionales.